Comparaciones que vale la pena analizar. 3era parte

Manifesto | Alejandro Domínguez

@AlexDmgz

Esta semana hare comentarios en relación a los tres primeros años de la administración estatal encabezada por Cesar Duarte Jaquez; parto primero, como en las entregas anteriores, de la forma en la cual llego a la candidatura a Gobernador del Estado de Chihuahua

Inicialmente, antes de la llegada de Duarte a la Presidencia de la mesa directiva de la Cámara de Diputados, su posibilidad se veía remota, no cercana a materializarse; el triunfo electoral de Carlos Borruel Baquera en la elección Ayuntamiento del año 2007, empezó a abrir las posibilidades, sin un alcalde de la capital que pudiera buscar la candidatura a Gobernador, solamente le quedaba el alcalde de ciudad Juárez y el exalcalde de esa ciudad fronteriza, José Reyes Ferriz y Héctor Murguía Lardizábal, respectivamente.

Dicen que así empezó la estrategia para llegar a la Presidencia de la Cámara de Diputados, logrado el objetivo la meta siguiente era obtener la candidatura construyéndola desde el centro del País; sus relaciones le permitieron obtenerla, dejando atrás a los demás aspirantes y, sin la objeción del Gobernador en turno José Reyes Baeza Terrazas.

Cesar Duarte recibe el Estado de Chihuahua en una circunstancia muy compleja en materia de seguridad; todos los indicadores en la materia ubicaban a Chihuahua como el Estado más violento, con una presencia policiaca entre los 7 a 9 mil elementos, entre policías federales, estatales y municipales, así como miembros del ejército mexicano; el estado de animo de la sociedad era de miedo, desalentador el futuro por el alto crecimiento del secuestro y la extorsión.

El objetivo primario era reestablecer las relaciones políticas con la autoridad federal, para recibir apoyos institucionales que permitiera disminuir la inseguridad; la relación con el Presidente de la Republica Felipe Calderón Hinojosa había que componerla y trazar objetivos comunes; así pues se utilizó la especialidad de la casa, hacer política, buscar amigos comunes que permitieran el dialogo y los acuerdos.

Las primeras acciones tenían un sello social, el reclamo hacia la inseguridad existente propicio que los empresarios agrupados lograran que los diversos candidatos firmaran una serie de acuerdos en beneficio de la paz; los acuerdos se tenían que cumplir y así empezó la tarea, agrupando en la Fiscalía General del Estado a la Procuraduría General de Justicia y la Secretaria Estatal de Seguridad Publica, evitando los enfrentamiento que existían entre ambas dependencias; así mismo la policía estatal única fue otro medio para agrupar la policía ministerial con la llama CIPOL; el sistema penal acusatorio adversarial, un sistema de espíritu garantista, presentaba en la percepción ciudadana y en los indicadores de inseguridad algunas deficiencias; por ello, se llevaran a cabo 219 reformas a diversos ordenamientos para mitigar los efectos negativos del sistema; algunos sostienen que se creó un hibrido de los dos sistemas, pero era lo que el momento demandaba.

La extorsión y el secuestro, delitos de alta incidencia, tuvieron como respuesta la creación de la denominada prisión vitalicia; es decir, una penalidad agravada para quienes cometieran esta conducta; la suma de estos factores, la participación ciudadana, así como factores externos, ayudaron a disminuir la incidencia delictiva en el Estado

La obra pública en los tres primeros años se vio reflejada principalmente en Parral y ciudad Juárez; se iniciaron obras como la ampliación de la carretera Guerrero-Santo Tomas; se inició la ampliación de la vía corta a parral (sin concluir aún); se inició el proyecto de construcción de presas; así como la ampliación de los colegios de bachilleres en diversas regiones y de las universidades tecnológicas; una medida polémica lo fue el que ningún joven se quedara sin estudiar, ampliando la matrícula de alumnos en las universidades pública.

Podemos decir que los tres primeros años del Gobierno encabezado por Cesar Duarte se enfocaron en reformas legislativas en materia de seguridad, obra pública en materia educativa, agrupamiento de la estrategia policial y combate la inseguridad; lo anterior, tratando de disminuir la inseguridad subjetiva y objetiva existente; no seré omiso en decir que, el triunfo electoral en las elecciones federales de 2012, la fiesta de cumpleaños en la casa de Gobierno, la definición de candidatos y triunfo en las elecciones de 2013, el cambio de Secretario de Hacienda, en la figura de Jaime Herrera y, con ello, la llegada de la idea del banco unión progreso, así como el enfrentamiento con el exgobernador José Reyes Baeza Terrazas con los datos de la deuda pública, fueron el parteaguas de la espiral negativa que se enfrentó en la segunda etapa y que de manera silenciosa iniciaron en camino a la derrota electoral de 2016, con las consecuencias legales que actualmente se desarrollan en los tribunales, que eso será materia de análisis del sexenio de Javier Corral.

La excesiva necesidad de figurar en el centro del país, la cercanía con actores de la política nacional, la falta de acuerdos con actores políticos locales, el desplazamiento del sector empresarial de chihuahua, y algunos otros factores fueron parte de lo sucedido en la segunda etapa del Gobierno; estimado lector, estos últimos datos el 5 de enero de 2015 en una reunión se los hice saber al entonces Gobernador en una reunión de trabajo que fui invitado para revisar la situación del Gobierno del Estado con el consultor en estrategia política Gabriel Guerra.

Manifesto | Alejandro Domínguez

@AlexDmgz

La Gente Opina

Notas recientes

Facebook
Comentarios