El “guatemalazo fifí”, otra simulación del López Obrador- Salida de Santiago Nieto cierra posibilidades de Corral en la 4T

El “guatemalazo fifí”, otra simulación del López Obrador

El “guatemalazo fifí”, o como se le quiera llamar a la boda del expoderoso titular de la UIF, Santiago Nieto, y la consejera del INE, Carla Humphrey, es realmente de análisis más profundo que el hecho de una rabieta de López Obrador, quien en el mal uso del poder decide “tronar” a uno de sus funcionarios clave dentro de su parodia que es el malogrado y fantasioso combate a la corrupción, que sólo existe en la cabeza de quien dirige la 4T…

El hecho es que por una boda que se realizó en Guatemala, porque Santiago Nieto tiene graves amenazas del narcotráfico y de grupos poderosos, a quienes les ha congelado sus cuentas, y que se filtró por la manera en que la extitular de Turismo de la CDMX fue detenida por un dinero que finalmente se comprobó que no era de ella, sino del propietario del periódico El Universal, Juan Francisco Gil Ortiz, deciden, por imagen, acabar con la trayectoria de uno de los personajes que dejan a la deriva, y que sin vigilancia ni protección puede pasar cualquier cosa, ya que se sabe que Santiago Nieto estaba amenazado por los cárteles más poderosos del país, así como por empresarios y políticos a los que también les congeló sus cuentas, por cierto a exgobernadores también de Chihuahua, como fue el caso del tema de la presa “La Boquilla”…

El “guatemalazo fifí” también es otra simulación del Presidente, quien dijo que no le gustaba que sus funcionarios se condujeran con fiestas fastuosas o de corte neoliberal, porque no se sabe qué tan suntuosa la boda de Nieto y de Humphrey, pero la memoria no es flaca, y habrá que recordar que López Obrador fue a aquella escandalosa boda, esa sí de súper lujo, de su brazo derecho César Yáñez, y una empresaria que por cierto estuvo en su momento en la cárcel por defraudación fiscal…

No solamente acudió a esta fiesta fastuosa, llena de políticos, empresarios y de la gente más importante del país, y de quienes querían quedar bien con la 4T, que apenas empezaba en el ejercicio del poder. Y cómo olvidar cuando fue al bautizo de su compadre, uno de los dueños de una de las empresas más poderosas de América Latina en el procesamiento del papel, a quien por cierto le retiraron un contrato para hacer la faramalla de que no había tráfico de influencias y después le dieron otro por miles de millones de pesos…

Así que es falso que López Obrador no vaya a fiestas y que sí “truene” y ponga en peligro a personajes, como es el caso de Santiago Nieto…


Salida de Santiago Nieto cierra posibilidades de Corral en la 4T

Dicen que la renuncia de Santiago Nieto Castillo a la Unidad de Inteligencia Financiera representa un problema mayor para incursionar en la 4T con un cargo federal, pues prácticamente el ex titular de la UIF era considerado como una de las piezas claves para que el ex gobernador de Chihuahua pudiera tener acceso a un escaño público.

Ahora con la renuncia de Santiago Nieto, para Javier Corral quedarían pocas posibilidades de congraciar al presidente López Obrador, algunos aseguran que el plan "B" tendría que ser la SCT.

Hay que recordar que se mencionó que el ex Fiscal General del Estado, César Augusto Peniche ya estaba preparando los exámenes de confianza para entrar a la FGR y que las posibilidades para Javier Corral aumentarían por formar parte de la UIF teniendo como aliados al ex compañero de gobierno y Santiago Nieto.

Tips al momento

Maru y el juego político de la cortesía al informe de AMLO

La presencia de Maru Campos en el evento del III Informe de López Obrador generó polémica respecto a la postura de la representante del Ejecutivo de Chihuahua, el saludo personalizado del presidente hacia ella y el entusiasmo que mostró la mandataria.

Para algunos el cuestionamiento es respecto a la postura de un gobierno de oposición como el PAN hacia el presidente, al acudir no a un evento de estado sino político, si bien no se excluyen los buenos oficios, este tipo de manifestaciones de buena relación política contradicen a la que muestra el dirigente Marco Cortés quien diario critica, increpa y descalifica al gobierno de la 4T.

Otra cosa es el juego institucional de Maru Campos ante la invitación de un informe populista del presidente aun encontrándose con el posicionamiento de su partido en contra de la realidad del país en la conducción del país.

Maru Campos sin duda se quita a un hombre en el poder con esa cortesía política. Está jugando políticamente Campos Galván.

Facebook