Condena Sistema Universitario Jesuita homicidio de sacerdotes y exige replantear las políticas de seguridad

Las universidades del Sistema Universitario Jesuita condenaron el asesinato de los hermanos Javier Campos Morales S.J., y Joaquín César Mora Salazar, S.J., y del señor  Pedro Eliodoro Palma, víctimas de la violencia e impunidad que impera en las comunidades de la Sierra Tarahumara, así como en innumerables zonas del país.

Mediante un comunicado, señalaron que los homicidios de Javier, Joaquín y Pedro reflejan lo normalizada que está la descomposición social y la violencia en regiones enteras de México, donde ante un Estado ausente grupos armados reinan sembrando terror y angustia.

"Hoy la comunidad Jesuita sufre la misma preocupación y el dolor que parecen miles de familias mexicanas todos los días", se lee en el comunicado.

Ante los homicidios el Sistema Universitario Jesuita exigió a las autoridades del orden local, estatal y federal lo siguiente.

1. Implementar inmediatamete medidas de protección para salvaguardar la vida de las personas en comunidades vulnerables en Chihuahua 

2. Investigar de forma eficaz y dirigente los hechos a fin de esclarecerlos.

3. Encontrar a los responsables, con toda la verdad de los hechos y respetando el debido proceso.

4. Establecer mecanismos para la reparación del daño y garantizar la no repetición. 

5. Replantear las políticas de seguridad para acabar con la violencia dominante en el país, garantizar el respeto a los derechos humanos y poner fina la impunidad. 

Las Universidades confiadas a la Compañía de Jesús refrendaron su vocación de ofrecer una formación humana integral de frente a la realidad y comprometida con la resolución de los problemas que aquejan a la sociedad para avanzar hacia un mundo más justo para todas y todos. 

Por: Claudia Valenzuela

Tips al momento

Se aprobó mesa de trabajo por conflicto del agua en Villa Ahumada y Buenaventura

La comisión de Gobernación, Puntos Constitucionales y Justicia aprobó el exhortar a la Secretaría de Gobernación para que, en coordinación con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, la Comisión Nacional del Agua, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, la Comisión Federal de Electricidad, así como a los ejecutivos estatales de Chihuahua y municipales de Villa Ahumada y Buenaventura, instale una mesa de trabajo con las partes involucradas en la problemática sobre el acceso al agua de las cuencas hidrológicas del río del Carmen, en los municipios de Villa Ahumada y Buenaventura del estado de Chihuahua, con el propósito de construir acuerdos que permitan resolver de manera integral el conflicto originado.

Notas recientes

Facebook
Comentarios