Trump cancela una reunión con líderes talibanes en Camp David

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció el sábado que cancela una reunión secreta con los líderes talibanes prevista para el domingo en Camp David, después de un ataque en Kabul en el que murió un militar estadounidense.

Los talibanes "admitieron un ataque en Kabul que mató a uno de nuestros grandes grandes soldados y a otras 11 personas", tuiteó Trump. El presidente decidió entonces la "cancelación inmediata" de una reunión "en secreto" con líderes talibanes en Camp David y la suspensión de las negociaciones para retirar a las tropas estadounidenses de Afganistán.

El mandatario lamentó que, "para intentar conseguir una falsa ventaja" en las negociaciones, los talibanes perpetraran un atentado el jueves. Se trataba del segundo ataque de los insurgentes en unos días en la capital afgana, a pesar del "acuerdo de principio" que el negociador estadounidense, Zalmay Khalilzad, afirmaba haber cerrado con ellos durante unas negociaciones en Doha y que había presentado al presidente afgano, Ashraf Ghani, a principios de esta semana.

"¿Qué tipo de personas mata a tanta gente para lograr una aparente mejoría de su posición en las negociaciones? Han fracasado, ¡sólo han conseguido empeorar las cosas!", tuiteó Trump.

"Si son incapaces de aceptar un alto el fuego durante esas negociaciones de paz tan importantes, y están incluso dispuesto a matar a 12 inocentes, es que probablemente no tienen la capacidad de negociar un acuerdo significativo. ¿Cuántas décadas quieren seguir combatiendo?", añadió el presidente estadounidense.

La administración de Trump entabló hace un año negociaciones directas e inéditas con los talibanes, a los que las fuerzas estadounidenses habían expulsado del poder en la intervención militar iniciada a raíz de los atentados perpetrados por el grupo yihadista Al Qaeda el 11 de septiembre de 2001.

EL INFORMADOR

Por: Xavier Ochoa

Tips al momento

La transparencia tricolor

También los partidos políticos parecen aprovecharse de las trabas del sistema de transparencia para darle la vuelta a los asuntos que debieran enfrentar. Resulta y resalta que en el Revolucionario Institucional hay por lo menos 10 ex trabajadores -uno de ellos ya tenía 17 años de antigüedad- que aseguran, fueron despedidos de manera injustificada y sin un solo peso por concepto de liquidación y esa costumbre de correr a la gente parece que viene desde que Liz Aguilera estaba al frente de la dirigencia estatal y continúo hasta la actual presidencia que encabeza el diputado Omar Bazán Flores.

Total que el diputado y dirigente del PRI les respondió a los inconformes una solicitud de transparencia en donde le pedían los nombres, cargos, años de experiencia, percepción salarial y monto de la indemnización de todos los empleados que Bazán Flores ha corrido del partido y la respuesta, escuetamente fue un “no hemos corridos a ningún empleado”… si bien rumoran que a mucha gente le dejaron de renovar el contrato laboral, también se dice que a muchos los corrieron a la mala, seguramente buscan quedarse con el mínimo de plantilla laboral porque el partido ya no gana lo que antes, cuando eran la primera fuerza política pero no se vale que se deshagan de la gente que por años les ayudó sin siquiera darles la liquidación que les corresponde.

Se sabe además que el pasado 2018 hubo gente despedida cuya antigüedad llega al cuarto de siglo y que se encuentra en la misma situación...

Ver todos los tips

La Gente Opina

Notas recientes

Facebook
Comentarios