Luisillo: Ad Astra

Una reflexión personal
Luis Villegas Montes
luvimo6608@gmail.com, luvimo6614@hotmail.com

Esta carta se iba a intitular: “Luis y yo” pero con el cuento del latín así se quedó y ni modo.

El fin de semana vi una película que quería ver desde hace semanas y, en segundo lugar, sirve de encabezado a estas líneas: Ad astra o, escrito en español: “Hacia las estrellas”.

Contársela me acarrearía una enorme serie de perjuicios empezando por confirmar esa vieja acusación (¡Ah, cómo me ha dolido!) de que cuando hablo de películas las spoileo: ¡No es cierto!

En fin, no le voy a contar nada que el título, o la imagen de Brad Pitt (ya está cascadito, oiga) con casco de astronauta y traje de ídem, no le sugieran: sí, se trata de una película del espacio que, para mayores datos, la crítica de cine la califica como de: “suspenso y ciencia ficción”; y que protagoniza el susodicho Pitt, y el más bien feíto, Tommy Lee Jones, con una aparición muy marginal de Donald Sutherland.

Vaya y véala porque, aunque trillado, el leitmotiv de la cinta es siempre maravilloso: cómo, en ese trajín que llamamos “vida”, nos vamos olvidando de las cosas realmente importantes; y, a veces, en ese afán de descubrir mundos o espacios, nos olvidamos de lo fundamental: hurgar y descubrirnos a nosotros mismos. Como siempre en estos casos, le sugiero que vaya al cine, adquiera una cajota de palomitas… y el refresco lo compre afuera.

Yo digo que me anticipé al mensaje de la película porque —dos días antes— procedí a hacerle los honores a ese hecho de vivir lo que en la vida importa verdaderamente: resulta que, el martes de la semana pasada, recibí una llamada de Luis Abraham, mi hijo el mayor quien, con esa voz cavernosa que tan bien conozco, con un gutural y ominoso “papá”, me emplazó a verlo. No habría sido tan grave el asunto si no hubiera agregado de inmediato: “necesitamos hablar”.

“¡En la madre!”, pensé; un “necesitamos hablar” de mi retoño provoca una inenarrable conmoción en mi interior seguida de escalofríos; se agita mi espíritu, se me dispersan las ideas, se me contrae el… alma; y si a eso le agrega usted que, muy a mi estilo, en ánimo preventivo retruco yo con un perentorio “¿para qué?” y él me replica con un (todavía más escueto): “personalmente”; no, entonces sí, un cataclismo súbito me embarga por dentro y hasta un conato de lágrimas asoma a mis ojos.

La verdad que eso me pasa por prejuicioso y hocicón porque no era nada del otro mundo y terminamos jugando billar y dominó. La sana costumbre que habíamos forjado años atrás, de vernos semana a semana a esos mismos menesteres, se truncó por no sé qué misteriosos contratiempos a los que es tan afecto él; y en esas estábamos, hasta el viernes, que fue cuando nos vimos, y convinimos en repetir, los jueves, esa cita tan necesaria, para reconciliarnos de la circunstancia de ser padre e hijo, con todas las desavenencias y complicaciones, encuentros y desencuentros, apremios y prórrogas —y afectos y ternuras— que tal condición nos depara.

Como sea, espero que sí, que nos veamos el jueves, por lo menos para la revancha, pues en el billar terminamos cuatro a uno, favor él; y en el dominó, después de dos manos, lo dejé con un orondo setenta a cero, que lo llevó a decir: “oye, como que cien puntos son muy poquitos”; pero no, porque después de eso no volví a ver la mía. El final estuvo de infarto porque poquito a poquito fui alcanzándolo, hasta que dio la vuelta la partida; y estábamos en un setenta a noventainueve (favor él); al que siguió otro setenta a noventainueve (porque con todas en contra me quedé sin fichas y le ahorqué la mula de ceros)… y ya después él me ahorcó a mí con un setenta a cientoveintitantos (no tuvo caso contar ya).

Por eso sí, Luis y yo: hasta las estrellas.

Contácteme a través de mi correo electrónico o sígame en los medios que gentilmente me publican, en Facebook o también en mi blog: http://unareflexionpersonal.wordpress.com/

Tips al momento

Denuncia IP simulación federal

Como una simulación calificó el presidente del CCE, Francisco Santini Ramos, las reuniones que tuvo el sector empresarial con los diputados federales para expresar los riesgos que observaban en la reforma que tipifica la defraudación fiscal como delincuencia organizada y que finamente fue aprobada ayer sin ninguna modificación.

Incluso, dijo el dirigente empresarial, la semana pasada el CCE asistió al Parlamento Abierto con los diputados que supuestamente escucharían al sector, lo que resultó sólo en la pérdida de tiempo para los empresarios y un evento mediático para los legisladores.

Por cierto, que los dirigentes de los consejos coordinadores del país, exigen más fuerza en sus peticiones al presidente nacional del CCE, Carlos Salazar, que exprese en realidad el sentir de los empresarios que no lo ha hecho desde que asumió su cargo el pasado febrero.


No entiende que no entiende

De gandalla y falaz califican al gobernador electo de Baja California Jaime Bonilla quién tras registrarse como candidato en la convocatoria por 2 años a la gubernatura de Estado, ahora pretende perpetuarse a través de una ley inconstitucional y a modo por 3 años más en dicho cargo.

No obstante y según Bonilla Valdéz, el INE es el gran provocador... al acusar al Instituto Nacional electoral de engañar a los ciudadanos, y es que Jaime Bonilla ha reiterado en más de una ocasión que cuando se registró para la candidatura lo hizo para un período de 5 años sin embargo la convocatoria publicada y dada a conocer en últimas fechas por diversos medios e incluso a través de los mismos consejeros del Instiuto, está más que claro que el período para el cual se inscribieron todos los aspirantes era de 2 años.

La convocatoria emitida para las elecciones ordinarias 2018-2019 refiere que de conformidad con lo señalado en el artículo 15 de la ley electoral del estado de Baja California en relación con los artículos 6o., 7o. y 8o transitorios del decreto 112 del Congreso del Estado publicado en el Periódico Oficial del Estado en fecha 17 de octubre de 2014, los cargos a elegir son los siguientes:

A) Gubernatura del estado de baja California para el período constitucional del primero de noviembre de 2019 al 31 de octubre de 2021.

B) Munícipes de los Ayuntamientos de los cinco municipios en el Estado de Baja California, para el periodo constitucional del primero de octubre de 2019 al treinta de septiembre de 2021.

C) Diputaciones locales por el principio de mayoría relativa, para el periodo constitucional del primer de agosto de 2019 al treinta y uno de julio de 2021.

 

El único gandalla que no entiende que el periodo legal por el cuál fue votado por dos años es Jaime Bonilla Valdéz


Justicia, solo si se la piden a AMLO

El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció este miércoles 16 de octubre tener conocimiento del financiamiento ilícito a la campaña de Enrique Peña nieto de 2012 e incluso refirió tener la denuncia al respecto sobre este tema, el mandatario fue cuestionado directamente si su administración investigaría este hecho lo cual López Obrador rechazó y sostuvo que ello sería cómo "descubrir el agua tibia" y que solo actuará en este caso "si se lo piden" lo cual deja de manifiesto que para la administración lopezobradorista la justicia no se hace de oficio, sino de contentillo.


Coincidencias

Luego dicen que el Nuevo Amanecer y la Cuarta Transformación no se parecen en nada, pero bien que enarbolan la bandera anticorrupción bien en alto. Javier Corral llegó a la gubernatura con la casi única promesa de acabar con el saqueo de recursos, sancionarlo y recuperar lo que corresponde al pueblo chihuahuense y hace unos días, presentó en una noche lluviosa el Fondo para la Reparación del Daño "Justicia para Chihuahua".

López Obrador, por otro lado acaba de obtener la aprobación para la creación del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado y ya algunos panistas como Juan Carlos Romero Hicks dicen que es un absurdo la generación de una nueva dependencia gubernamental, pero con lo aprobado en Chihuahua en idéntico sentido, hay quienes le dicen que más valdría que el legislador blanquiazul se guarde sus comentarios ¿Usted qué opina?

Ver todos los tips

La Gente Opina

Facebook
Comentarios