Se judicializa el proceso interno de Morena

CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).– La pelea por las candidaturas tiene a Morena envuelta en una avalancha de impugnaciones y denuncias por presuntas irregularidades en sus procesos internos, con los que se definirán los abanderados para 15 gubernaturas y 500 diputaciones federales que se renovarán el próximo 6 de junio.

En esta disputa intestina por el poder, la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia (CNHJ) del partido ha recibido 287 recursos contra convenios de coalición, convocatorias a proceso de selección de abanderados y resultados de las encuestas con las que ya quedaron definidos, hasta ahora, 14 de 15 virtuales candidatos a gobernador.

El eje de cinco impugnaciones promovidas ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) contra las designaciones de los virtuales abanderados a la gubernatura de Nuevo León, Michoacán, Zacatecas, Tlaxcala y Guerrero es la opacidad en la metodología de las encuestas que definieron a los precandidatos, la ausencia de parámetros para definir a los participantes de esos sondeos y para determinar a sus ganadores.

De acuerdo con las acusaciones, los procesos de Morena transgreden “los principios de certeza, legalidad y transparencia, y no respetan el estatuto del partido”.

De su propia voz, los aspirantes excluidos denuncian que en Morena hubo “fraude”, “encuestas cuchareadas” e “imposición”. Como consecuencia de ello, ya hay al menos dos fracturas visibles en el partido del presidente Andrés Manuel López Obrador: se trata de los casos de Cristóbal Arias, exsenador por Michoacán, y Claudia Yáñez Centeno, diputada federal por Colima.

Los cinco virtuales candidatos cuestionados ante el TEPJF son: Clara Luz Flores, en Nuevo León; Raúl Morón, en Michoacán; David Monreal Ávila, en Zacatecas; Lorena Cuéllar, en Tlaxcala, y Félix Salgado Macedonio, quien va por la gubernatura de Guerrero.

En San Luis Potosí, caso particular, se objetó ante el tribunal la decisión “fraudulenta” de postular a una mujer para la gubernatura, según los señalamientos del diputado federal José Ricardo del Sol Estrada, también aspirante.

En Chihuahua, el séptimo estado en problemas para Morena, existe el amago del senador Cruz Pérez Cuéllar de acudir al TEPJF. “Agotaremos todos los medios y todas las instancias contra la imposición y el cuchareo de las encuestas”.

Hasta el momento, el TEPJF ha declarado improcedentes las impugnaciones por Nuevo León, Tlaxcala y Zacatecas con el fin de que los quejosos primero agoten las instancias de su partido.

Rumbo a la renovación de la Cámara de Diputados, el tribunal ha recibido siete impugnaciones sobre la convocatoria emitida por el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) de Morena para elegir a sus 300 candidatos de mayoría relativa y 200 de representación proporcional.

De acuerdo con los quejosos, Morena ha omitido reglas de transparencia para el registro de los militantes que podrán ser insaculados para ser abanderados por la vía de representación proporcional, y no fijó reglas ciertas para determinar los distritos electorales donde tendrá candidatos externos.

La elaboración de los proyectos de todos esos juicios fueron asignados al magistrado presidente del tribunal, José Luis Vargas. Así, de no ser remitidos al órgano de justicia del partido, para agotar las vías internas, él será quien proponga la sentencia definitiva sobre la manera en la cual serán designados los candidatos a dipu­tados federales.

La judicialización

El lunes 4, los cinco nuevos integrantes de la CNHJ de Morena asumieron apenas su cargo y ya tenían en sus escritorios las denuncias por designación irregular contra tres candidatos a las gubernaturas de Nuevo León, Tlaxcala y Zacatecas.

En breve, el TEPJF turnará cinco juicios más por la gubernatura de Michoacán, otro por Guerrero y una impugnación por San Luis Potosí; además, está en ciernes un recurso legal por Chihuahua.

Vladimir Ríos, comisionado de Honestidad y Justicia de Morena, confirmó la existencia de impugnaciones sobre las 15 gubernaturas a renovar, por lo que están en revisión los procesos en Baja California, Colima, Querétaro, Sinaloa, Sonora, Nayarit y Campeche.

“No hay ningún estado en el que no haya queja, aunque son de diversa naturaleza. En Nuevo León fue contra el convenio de coalición. En Sinaloa, Tlaxcala y Michoacán fue contra la convocatoria y por presuntamente haber omitido asambleas estatales; también están llegando las impugnaciones contra los candidatos designados por encuesta”.

En su primer corte tras asumir la CNHJ, Ríos da cuenta de 287 recursos recibidos, pero sólo 250 son sobre Nuevo León y la coalición local Juntos Haremos Historia –que ya fueron desestimados y se perfila que lleguen al tribunal electoral federal–, y 38 son contra los candidatos y las convocatorias en diversos estados.

Por ejemplo, contra la designación vía encuesta de Miguel Ángel Navarro en Nayarit hay cuatro impugnaciones, lo mismo contra Félix Salgado en Guerrero. Sobre éste último pesan señalamientos por agresiones sexuales que presuntamente cometió hace 22 años, por lo que, en su caso, llevará más tiempo obtener una resolución, comentó Ríos.

Contra Rubén Rocha, virtual candidato al gobierno de Sinaloa, hay cinco recursos; tres contra Raúl Morón, de Michoacán, e igual número contra David Monreal, de Zacatecas; hay uno más contra Lorena Cuéllar, de Tlaxcala.

Una mujer “para perder”

Pero los quejosos acudieron directamente al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación por la desconfianza que pesa sobre las instancias en Morena, como el órgano de justicia, la Comisión Nacional de Elecciones y el Comité Ejecutivo Nacional.

El senador José Narro Céspedes, aspirante al gobierno de Zacatecas; Dulce Silva Hernández, al de Tlaxcala, y Norberto Jesús de la Rosa, al de Nuevo León, denunciaron que el proceso interno careció de formalidad, no se les informó a detalle sobre la metodología de las encuestas ni la aprobación de los aspirantes que fueron registrados y tampoco les entregaron por escrito una resolución fundada y motivada respecto de los resultados de los sondeos.

La CNHJ reiteradamente se ha apartado de la legalidad, según Narro Céspedes.

Igual desconfianza expresó Dulce Silva Hernández: “Existe parcialidad y un actuar doloso de Morena”. Explica que la Comisión de Elecciones no le notificó la aprobación de los registros de los aspirantes a la candidatura, la metodología y los resultados de la encuesta, así como la resolución sobre la postulación en favor de Cuéllar.

Silva coincide con Narro Céspedes en que no se establecieron parámetros objetivos para medir y seleccionar la candidatura.

Se transgrede el derecho al debido proceso, la garantía de audiencia, el derecho político-electoral a ser votada, los principios de certeza y legalidad y se violan los estatutos de Morena, alega la también empresaria y esposa de César Yáñez, coordinador general de Política y Gobierno de la Presidencia de la República y otrora mano derecha del presidente López Obrador.

Norberto Jesús de la Rosa, aspirante a la gubernatura de Nuevo León, también se quejó de que las instancias de Morena fueron opacas sobre los motivos de su rechazo.

Amílcar Sandoval, aspirante a la gubernatura de Guerrero y hermano de la secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, impugnó la resolución que declaró ganador a Félix Salgado Macedonio por carecer de fundamentación y motivación debidas.

Ricardo del Sol, diputado federal y aspirante a San Luis Potosí, acusó ante el TEPJF la decisión del presidente del CEN de su partido, Mario Delgado, de que en ese estado la candidatura sea ocupada por una mujer, sin haber realizado los procedimientos internos establecidos en la convocatoria, es decir, sin previa encuesta.

Se incumplió el proceso porque “Delgado tiene acuerdos para favorecer a Ricardo Gallardo, candidato del Partido Verde”, expuso.

“Quieren mandar a una mujer a perder en San Luis Potosí, porque en la entidad las compañeras salen muy abajo en las encuestas; en estados donde hay senadoras muy bien posicionadas, como en Guerrero, Baja California y Michoacán, no les dan la candidatura aunque van adelante”, agregó el legislador.

En todos los casos, el centro de la disputa­ sobre las gubernaturas son las encuestas. Así lo denunció el senador Cruz Pérez Cuéllar, quien impugna la designación de Juan Carlos Loera, exdelegado de los programas sociales en Chihuahua.

“El problema es que se hizo un fraude cuchareando la encuesta, no se levantó como se debe, como lo hizo el Instituto Nacional Electoral (INE) con encuestadoras serias para la elección de Mario Delgado como dirigente nacional, y tampoco hubo sondeos espejo.

“No tenemos ninguna evidencia de que se haya realizado la encuesta. No puedo decir exactamente qué paso, pero los resultados que dieron no corresponden con los estudios de opinión publica que hemos hecho durante los últimos dos años. Hay una manipulación terrible.”

Encuestas fantasma

El procedimiento interno de Morena para elegir a sus candidatos básicamente indica que el Comité Ejecutivo Nacional, a propuesta de la Comisión Nacional de Elecciones, convoca a proceso de selección de candidaturas, se registran aspirantes y los que son aprobados se miden en encuestas o sondeos de opinión.

Sin embargo, esas encuestas son el secreto mejor guardado de Morena, pues aunque supuestamente ha aplicado cientos de sondeos desde que en 2014 obtuvo su registro como fuerza política, y para definir candidatos a gobernadores, diputados federales y locales, sólo se conoce la metodología y ficha metodológica, así como la base de datos de una encuesta: la que midió a Claudia Sheinbaum, Ricardo Monreal, Mario Delgado y Martí Batres en 2017, entonces aspirantes a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México.

Se conocen los documentos de esa encuesta porque en ese entonces Ricardo Monreal presionó. No obstante, los demás ejercicios de medición internos están reservados, y hasta los abanderados han denunciado que no se les informa la metodología ni cómo se valoran los resultados.

Pese a las críticas, ese partido ha conseguido disciplina y son pocos los casos de encuestas impugnadas ante los tribunales.

En el expediente JDC 82/2020 la Sala Superior resolvió el año pasado sobre las encuestas para candidatos municipales en Hidalgo y en el caso TEEA-JE-002/2019, el Tribunal Electoral de Aguascalientes resolvió sobre las encuestas para postular abanderados municipales.

En ambos se reconoció que a los aspirantes se les negó información básica al no existir documento, informe circunstanciado o soporte alguno respecto de la metodología y resultados del procedimiento que dieran certeza de la realización de las encuestas, pero sólo se ordenó a Morena fundar y motivar su dictamen.

No obstante, destaca el caso de Puebla, en 2017, cuando el senador Alejandro Armenta peleó la postulación al hoy gobernador Luis Miguel Barbosa.

En el expediente JDC 75/2019 quedó en evidencia que existieron dudas sobre la existencia de las encuestas, aunque también en ese caso sólo se pidió al partido cumplir formalidades.

“La falta de transparencia impide verificar si efectivamente se llevó a cabo” la encuesta, pues “no hay datos sobre a quiénes se aplicó la encuesta (población, sexo, edad, comunidad, etcétera). El único dato fue que se encuestó a mil 440 personas, sin establecer la territorialidad”, concluyeron tres magistrados: Janine Otálora, Reyes Rodríguez Mondragón e Indalfer Infante.

Para ellos, es probable que el partido no haya siquiera realizado ese ejercicio demoscópico. “Morena presentó un documento de presunta metodología sin mayor formalidad técnica, prácticamente sólo el número de encuestas”, expusieron.

Hasta ahora, Morena ha argumentado en todos los casos que los aspirantes firmaron aceptar los resultados y el estatuto establece que sus encuestas son “inapelables”.

Sin embargo, de acuerdo con los magistrados, nadie puede renunciar anticipadamente al derecho de defender sus intereses jurídicos, pues eso implicaría validar decisiones basadas “en encuestas falsas o imprecisas o con métodos incongruentes, las cuales no podrían ser puestas en duda en ningún momento”. 

Reportaje publicado el 10 de enero en la edición 2306 de la revista Proceso

 

Por: Redacción2

Tips al momento

Desdeñan instituciones acciones contra la corrupción

Se supo que el Comité Coordinador del Sistema Estatal Anticorrupción decidió no discutir en público el documento 7 Acciones Contra la Corrupción durante el COVID-19, bajándolo del orden del día de su sesión mensual.

La Auditoría Superior del Estado de  8 criterios mínimos solo cumplió 1 (el 12.5%), la Secretaría de la Función Pública de  18 criterios mínimos solo cumplió 1 a totalidad y cumplieron a la mitad 2 (el 11%), el  ICHITAIP de 11 criterios no aceptó ninguno

Ver todos los tips

La Gente Opina

Notas recientes

Facebook
Comentarios