Yanquis despiden a pelotero por robar equipo a sus compañeros

El prospecto de los Yanquis Jake Sanford fue despedido del equipo luego de que supuestamente se descubriera que le robaba a sus propios compañeros, así como a gente que estafaba de manera electrónica.

Los Yanquis vieron potencial en el pelotero y lo tomaron en la tercera ronda del Draft de la MLB de 2019 y le auguraban un gran futuro al grado de compararlo con Brett Gardner, un pilar durante 14 años en el Bronx.

“Si este puede hacer lo que hizo Gardy, entonces hemos tenido un Draft increíble”, dijo en su momento el director de cazatalentos de los Yanquis, Damon Oppenheime. “Realmente nos recuerda a (el ex de los Rockies] Brad Hawpe. Él tiene un gran poder; es fácil, conduce la pelota hacia el otro lado. La combinación del poder y la velocidad que tiene, siendo un tipo un poco joven y recién comenzando en esto, lo hizo realmente atractivo para nosotros”.

Sanford, nativo de Nueva Escocia, Canadá, ingresó al equipo de beisbol en McCook Community College en Nebraska, donde tuvo dos temporadas destacadas. Eso lo llevó a transferirse a Western Kentucky.

En 2019 en Western Kentucky, obtuvo la primera triple corona en la historia de la Conferencia de Estados Unidos, bateando .402 con 22 jonrones y 65 carreras impulsadas.

Una fuente le dijo a Dan Martin de The Post que Sanford, de 24 años, fue liberado por los Yanquis la semana pasada después de que una investigación del equipo descubrió que el prospecto les había robado a sus compañeros, incluido el equipo que luego intentaría vender en línea.

Fue informado por primera vez por NJ Advance Media .Sanford supuestamente aceptó dinero de posibles compradores por el equipo y luego no entregó los productos, agregó la fuente.

El jardinero se dividió la temporada pasada entre Low-A Tampa y High-A Hudson Valley, y conectó 16 jonrones combinados y terminó con un OPS de .823.

Con información de Vanguardia

Por: Redacción2

Tips al momento

Circula en redes denuncia anónima contra elementos de la Policía Estatal

Raúl Arnoldo Gutiérrez Carreón, encargado de la escolta del comisionado Simón Esparza, en conjunto con sus dos encargados de turno, Luis Gerardo López Robledo, perteneciente a la Policía Municipal, y Juan Carlos Hernández Acosta, quien se dio de baja de la misma corporación por tener "cola que le pisen" y se dio de alta en la Policía Estatal, se la pasan hostigando y amenazando al personal, obligándolos a cargar las unidades blindadas que están a cargo de ellos, pidiéndoles que alteren el odómetro con mayor kilometraje...

Cuando ellos salen de turno aprovechan para "huachicolear" las unidades y sacarles el combustible tanto de las blindadas como las que tienen a su cargo para llevárselo a su domicilio; asimismo, obligan al personal a no comentar sobre los hechos ni decirle a otros compañeros que no forman parte de la escolta. Constantemente molestan al personal cuando tienen que salir fuera de la ciudad, mencionando que no habrá viáticos. Gutiérrez Carreón obliga a la gente que se haga cargo de sus gastos y alimentos cuando los mandan a trabajar a otros municipios, y aunque el personal lo cuestione él sólo responde que no le gusta batallar con las facturas, sin embargo él y un pequeño grupo que conocen y callan todo lo que hace son los únicos que resultaron beneficiados con viáticos...

Dentro de la escolta hay varios elementos con carpetas abiertas en Asuntos Internos y sin embargo son sus protegidos, ya que con ellos se apoya; es personal que laboró anteriormente en la PEC, un grupo de la Policía Estatal que finalmente fue disuelto por contar con infinidad de carpetas abiertas., además mantiene una relación amorosa con algunas compañeras, dos de ellas identificadas sólo como Jessy y Trejo, que son las queridas de Gutiérrez Carreón y López Robledo, personas con las que sostienen una relación dentro del grupo sin importarle los problemas que les puedan ocasionar, ya que una de ellas es esposa de un policía primero y la otra también está casada...

Asimismo, Gutiérrez Carreón solapa a Luis Gerardo López y a Juan Carlos Hernández Acosta el que ingieran bebidas embriagantes en las unidades y cuando las chocan no se da cuenta el comisionado, ya que les cubre todo lo que hacen, cómo hace poco, cuando chocaron y dañaron una Suburban blindada, la cual mandaron al taller con un desembolso de 200 mil pesos, recurso que salió de la Policía Estatal...


Por lo anterior, ya estamos hartos señor comisionado, lo único que hacen los encargados es amenazarnos, abra los ojos y dese cuenta a quién tiene a cargo; hasta casa se nos hizo rentar en Juárez para que no se diera cuenta la gente del secretario de la relación amorosa  que mantiene con sus protegidas; pruebas hay muchas, hay compañeros que han querido hablar con usted y Gutiérrez Carreón los cambia de la escolta y los amenaza para que no hablen...

Sólo personal con antecedentes tiene en sus filas señor comisionado, no olvide lo que hizo Luis Gerardo López Robledo hace algunos años atrás, cuando le fracturó el pie a un ciudadano, caso que por cierto cuenta con una carpeta todavía vigente...


Todo el personal espera que las cosas cambien y que se acaben los abusos, pruebas hay muchas...


22 vuelos para bombardear nubes en Chihuahua

Autoridades Estatales y Federales, imñlementan en Chihuahua un Programa de Estimulación de Lluvias y en la que se ha determinado realizar 22 vuelos que beneficiarán a dos millones de hectáreas en territorio chihuahuense.

Esto pretende crear el escurrimiento de agua a las principales vertientes: Río San Pedro, Río Conchos y Río Florido, los cuales dan sustento de manera importante a una tercera parte del Estado en materia de agua de lluvia.

Notas recientes

Facebook
Comentarios